Google+ Aislado en este planeta: El "Imperio" español

lunes, 15 de octubre de 2012

El "Imperio" español

Hasta mediados del siglo XX, España aún mantenía posesiones de importancia en el norte de África, pero se fueron perdiendo con rapidez: el Protectorado de Marruecos en 1956, Guinea Española en 1968, Ifni en 1969 y el Sahara Español en 1976.

¿Que le queda a España de aquel vasto imperio que llego a cubrir los cinco continentes?
En realidad, poca cosa. Veamos la situación actual de los territorios españoles más allá de nuestras fronteras peninsulares.

Por un lado tenemos los archipiélagos de Baleares y Canarias, además de las plazas de Ceuta y Melilla. Todos ellos conforman el Estado Español y tienen el status de comunidad o ciudad autónoma. La situación actual es de facto y por derecho, que dichos territorios son partes de España.

Lo mismo ocurre con la Isla de Alborán, que se encuentra a medio camino entre el Cabo de Gata y la costa marroquí. Este islote de origen volcánico, tiene consideración de territorio español y pertenece administrativamente a la provincia de Almería. Tiene algo más de 7 hectáreas de superficie y su longitud máxima es de 650 m. En su pasado hay historias bélicas y de corsarios. En 1540 se produce en sus proximidades la Batalla de la isla de Alborán, entre 10 galeras españolas al mando de Bernardino de Mendoza y una flota de 16 corsarios berberiscos. Fue una de las primeras acciones de la Armada Española, en la que además, salió victoriosa. El 9 de mayo de 1884, el rey Alfonso XII ordena su anexión a la provincia de Almería.


Por otro lado, hay otras pequeñas posesiones que no pertenecen a ninguna autonomía y son administradas directamente por el estado español. Estas son fundamentalmente pequeñas islas y peñones en el mar de Alborán, cercanos a la costa de Marruecos, que son tema de actualidad cuando nuestro vecino del sur las reivindica con escaramuzas, invasiones y protestas, sin ningún efecto hasta la fecha. También se habla de ellas con motivo de la llegada a sus playas de inmigrantes subsaharianos, que pretenden usarlas como trampolín hacia España y Europa, como ha ocurrido recientemente.

En el norte de África y siempre muy cerca de la costa marroquí, se encuentran:

Isla de Perejil

Islote Perejil
Es un islote deshabitado situado en el estrecho de Gibraltar, a unos 200 metros de la costa del continente africano. Su conquista por España fue simultánea con la conquista de Ceuta y esta situado a unos 8 km al noroeste de esta ciudad.
Se hizo famoso por los sucesos de 2002 cuando fue invadido por soldados marroquíes que fueron expulsados en pocos días por tropas españolas.

Peñón de Vélez de la Gomera

Se trata de un peñón conectado a Marruecos por un estrecho istmo se apenas 80 metros de anchura, que hace de frontera terrestre entre los dos países.
Peñón de Vélez de la Gomera
Está habitado por una guarnición permanente del ejército español, garantizando la soberanía del territorio. Se encuentra a mitad de camino entre Ceuta y Melilla y se trata de una roca de 400 m de longitud y 87 m de altura, completamente ocupada por las edificaciones militares. Este peñón fue conquistado por los españoles en 1508, por una escuadra mandada por Pedro Navarro que aniquiló al poderoso núcleo de piratas que lo defendían. Aunque fue reconquistado en 1522 por Muley Mohamed, señor del territorio cercano, en 1564, una armada enviada por Felipe II recuperó el peñón para España que ha mantenido el dominio hasta hoy.

Islas Alhucemas

Peñón de Alhucemas desde la playa marroquí
Es una formación de tres pequeñas islas: Isla de Tierra, Isla de Mar y Peñón de Alhucemas y están situadas a medio camino entre Ceuta y Melilla, a unos 100 metros de la costa marroquí en su punto más cercano. La Isla de Tierra ha sido objeto de un desembarco de inmigrantes en días pasados, intentando la entrada en España. "A vista de pájaro parece un navío que intenta surcar las aguas, pero anclado en la historia de España, no se mueve ni una pulgada". Así se describe en la web del Ministerio de Defensa el Peñón de Alhucemas, guarnecido desde 2008 por un Regimiento de Artillería. Las otras dos islas permanecen desiertas. El archipiélago pertenece a España desde tiempos de Felipe II y tuvo un papel relevante durante el desembarco de Alhucemas en 1925, en la guerra del Rif.

Islas Chafarinas

Islas Chafarinas
Estas islas constituyen un archipiélago español del mar Mediterráneo, que está situado a unos 4 km de las costas de Marruecos. Son tres islas: Isla del Congreso, Isabel II y Rey Francisco que suman una superficie de algo más de medio kilómetro cuadrado. Están protegidas bajo la forma de Reserva Nacional y solo los militares destinados a aquella guarnición tienen acceso a las islas.
Las Chafarinas pertenecen a España desde el 6 de enero de 1848, día en que fueron ocupadas por una expedición al mando del general Serrano, con varios buques de guerra procedentes de Málaga. Hasta entonces habían sido tierra de nadie.

Aunque la lista de posesiones españolas termina aquí, hay que señalar algún episodio curioso que se ha dado en nuestros territorios. Uno es muy cercano y se trata de la Isla de los Faisanes. No es un gran territorio que digamos, ya que se trata de un banco de arena en mitad del río Bidasoa que apenas llega a los 2.000 metros cuadrados. Lo curioso de este islote es que durante 6 meses al año pertenece y es administrado por España y los otros 6 meses, por Francia, concretamente por los municipios de Irún y de Hendaya. Es lo que se conoce como un condominio según el derecho internacional y por su tamaño es el más pequeño del mundo.
Isla de los Faisanes
Desde hace siglos esta isla se ha venido utilizando como tierra neutral entre ambas naciones para realizar intercambios diplomáticos, entregas de presos, y sobre todo, para la firma y negociación de tratados internacionales. Aquí fue donde se rubricó el Tratado de Paz de los Pirineos, que puso fin al conflicto militar que enfrentó en el siglo XVII a España y Francia y por ello, en el centro de la isla, existe un monolito conmemorativo de estos sucesos.
El 6 de Junio de 1660, los propios reyes Felipe IV y Luis XIV se reunieron en la isla para ratificar el Tratado y acabar definitivamente con el conflicto entre las dos naciones, poniendo así punto final a la Guerra de los Treinta Años, acordando además el matrimonio de Luis XIV con María Teresa de Austria, infanta de España.

Otra curiosidad poco conocida la constituyen las Islas Salvajes. Son un grupo de tres islas principales: Isla Salvaje Grande, Isla Salvaje Pequeña e Isla de Fora, además de varios islotes situados en el océano Atlántico, a 165 kilómetros al norte de las Islas Canarias y 280 kilómetros al sur de las islas de Madeira. Actualmente, aunque se encuentran más cerca de Canarias, Portugal las tiene asignadas a la región autónoma de Madeira y España no dice nada. La distancia total entre las islas es de 15 km y la superficie del archipiélago es de 2,73 km2.

Situación de las Islas Salvajes
En 1364 aparecen estas islas en un mapa de Francesco Pizzigani. Sin embargo, en 1438, Diego Gomes de Sintra, marino portugués, proclama haberlas descubierto por casualidad. Sin embargo, durante la conquista de las Canarias, desde el año 1402, los barcos españoles fondearon en las Islas Salvajes pero no dejaron población por considerarlas inhabitables, sin agua potable, con peligrosos arrecifes, suelo pedregoso y de nulo valor económico. Dieron por sentado que pertenecían al conjunto de Canarias, pero no se dejó constancia internacional de ello, al igual que tampoco lo había hecho Portugal hasta entonces.

En los siglos siguientes, tanto España como Portugal las consideraron suyas aunque permanecieron deshabitadas. En 1881, España decide construir un faro en Las Salvajes, ante lo que Portugal protesta. El proyecto del faro se paralizó hasta 1911, año en que España comunicó a Portugal su intención de instalarlo e incorporar definitivamente las Salvajes a Canarias, pero este acuerdo no llegó a formalizarse. El contencioso continúa hasta nuestros dias aunque con muy baja intensidad. Hará falta que algún acontecimiento internacional o de interés económico, lo devuelva a la mesa de negociación.

Pero el caso más pintoresco es el de las cuatro islas españolas perdidas en el Océano Pacífico. España poseía en aquellos mares, hasta el siglo XIX, un conjunto de islas que, tras perder la Guerra de Cuba y las colonias de Filipinas, Puerto Rico y Guam, firmó un tratado en 1899 en el que vendía al Imperio Alemán las islas que poseía en Oceanía: Carolinas, Marianas y Palaos por un importe de 25 millones de pesetas de la época.
Pero fuera de ese acuerdo quedaron cuatro pequeñas islas (o atolones) llamadas Guedes, Coroa, Pescadores y Ocea, cuya ubicación se encuentra entre Melanesia y Polinesia, en el Océano Pacífico.

Archipiélago de Pescadores
Micronesia española
Estas islas fueron descubiertas en el año 1537 por Hernando de Grijalva, explorador y conquistador español que navegó gran tiempo con Hernán Cortés y que ese año decidió probar suerte por el Océano Pacífico a bordo de la nave Santiago. Fue su último descubrimiento y viaje, ya que ese mismo año murió a manos de su tripulación tras un motín.
Desde que finalizó el siglo XIX  y se firmaron los tratados por los que España dejaba de poseer la mayoría de sus colonias, nadie se había percatado de que ese grupo de islas que conformaban la Micronesia española en Oceanía, seguían estando bajo su soberanía, y no fue hasta 1948 cuando un investigador del CSIC, Emilio Pastor, encontró unos documentos que acreditaban la pertenencia de las cuatro islas a España al haber quedado fuera de los tratados firmados con Estados Unidos y Alemania.
Lo puso en conocimiento del Gobierno, en aquellos momentos bajo el mandato de Franco que, tras un Consejo de Ministros celebrado el 12 de enero de 1949, dio a conocer el poco interés que había hacia las mismas. Desde entonces ningún gobierno posterior ha intentado reclamarlas, debido a su escaso valor tanto económico como estratégico. Me pregunto si la posesión de unas islas tan remotas sería ruinoso y no interesan o si se trata de un caso de desidia de la política exterior de España.

¡Tenemos unas hermosas islas en los mares del sur y nosotros sin saberlo!

1 comentario: