Google+ Aislado en este planeta: La RAE

viernes, 25 de octubre de 2013

La RAE

La Real Academia Española, (RAE) es una institución cultural fundada en 1713 por el marqués de Villena, Juan Manuel Fernández Pacheco, que también fue su primer director. Su creación se hizo a imitación de otras academias ya existentes en Europa como la italiana y la francesa. Al año siguiente de su fundación, Felipe V, un rey con aires ilustrados que venía de Francia, aprobó su constitución y la colocó bajo protección real.

La Academia se dedica a la regularización lingüística promulgando normas dirigidas a fomentar la unidad del idioma dentro de los diversos territorios y países donde se utiliza el idioma español. Desde sus orígenes estableció un lema que define claramente su misión:

 "Limpia, fija y da esplendor" 


La sede actual de la Real Academia Española está en Madrid, en la calle Felipe IV, zona del Retiro, cerca del Museo del Prado y de la iglesia de los Jerónimos. El edificio, de estilo clasicista, se construyó a partir de 1891 y fue inaugurado el 1 de abril de 1894, bajo la presidencia de la reina regente María Cristina, viuda de Alfonso XII. 

Actualmente, este edificio palaciego alberga unos 250.000 volúmenes, de ellos 30.000 procedentes del Siglo de Oro, lo que constituye una de las bibliotecas más ricas y valiosas del mundo. El Pleno de la institución está formado por los académicos que ocupan los sillones con nombres de letras mayúsculas y minúsculas, con un total de 46 miembros.

Sede de la RAE, junto al Museo del Prado

Cuando los países hispanoamericanos alcanzaron su independencia y aún antes como en el caso de Colombia en 1771 y en otros con posterioridad, surgieron allí también las academias nacionales que tenían los mismos fines, pero con el transcurso de los años se vio la necesidad de evitar la dispersión del idioma mediante una cooperación y mejor aún de una coordinación que cristalizó en 1951 en un congreso que se celebró en México, donde se constituyó la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE) que integra a las veintidós Academias nacionales de los países donde se habla español. En aquellos años, España tenía poca presencia en los foros internacionales y tuvo que ser México quien tomara la iniciativa.

Primer Diccionario de la RAE
Precisamente en estos días se ha celebrado en Panamá el VI Congreso Internacional de la Lengua Española, una reunión de las Academias que se celebra cada tres años en diferentes ciudades del mundo hispano. Durante los cuatro días de duración del Congreso, se han reunido, además de una notable representación de políticos y mandatarios, numerosos y destacados académicos y escritores para debatir sobre el presente y el futuro del libro en español, la propiedad intelectual, la industria editorial y la educación. También los foros de discusión han tratado sobre temas muy actuales como el formato digital, el papel de los blogs, la piratería y los derechos de autor. El propio Congreso, también ha servido para rendir un homenaje a la RAE coincidiendo con la celebración del tercer centenario de su fundación. 

Desde un punto de vista práctico y gracias a las nuevas tecnologías, la RAE nos puede echar una mano en nuestras dudas lingüísticas gracias a su portal, accesible en http://rae.es/ y también en los dispositivos móviles gracias a varias aplicaciones gratuitas que se pueden encontrar en las tiendas:

Otra entidad cultural de primer orden es la Biblioteca Nacional, contemporánea y hermanada con la Academia, también fundada por Felipe V a finales de 1711. Por un privilegio real, que es el precedente del actual "depósito legal", los impresores debían entregar a la Biblioteca, un ejemplar de cada libro impreso en España y en los dominios de la Corona. De este modo, los fondos actuales de la Biblioteca han alcanzado los 28 millones de ejemplares que van desde incunables hasta las últimas creaciones multimedia de la actualidad.

Edificio de la RAE en Alcalá de Henares
La sede histórica de la institución se encuentra en el Paseo Recoletos de Madrid, pero una parte importante de sus enormes depósitos está en un moderno edificio en Alcalá de Henares, con poco aspecto de biblioteca y mucho más de almacén industrial, dotado de los últimos recursos tecnológicos.

Una reflexión que se me ocurre al hilo de la presencia cultural de la Academia y de su misión después de trescientos años, es que el cuidado y buen uso de nuestra lengua también es responsabilidad de todos ya que la palabra, hablada y escrita, es en definitiva el medio que nos lleva de la ignorancia al conocimiento.

1 comentario:

  1. Buenas tardes, Miguel. El último párrafo lo debían tener en cuenta muchos periodistas y locutores; escuchando la radio, tv y leyendo periódicos te da cada pitido el oído al oir y ver como escriben y hablan.
    Pedro Miguel

    ResponderEliminar